Zofemat, la caja chica de Laura Fernández

0
88


PUERTO MORELOS.- La Dirección de la Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofemat) es utilizada como “caja chica” por la presidenta municipal Laura Fernández Piña, utilizando empresas sin experiencia en la adquisición de bienes y servicios, y/o vinculadas a su esposo, el jalisciense Carlos Alberto Moyano Menchaca.

De los nueve contratos solicitados por la alcaldesa a nombre de la Zofemat por un monto de $5,712,564.00 (Cinco millones setecientos doce mil quinientos sesenta y cuatro mil pesos 0/100 MN), le fue destinado el más jugoso a la empresa “Soluciones en Ecología y Medio Ambiente para el Rescate Ecológico SA de CV, con domicilio fiscal en el municipio de Zapopan, Jalisco.

De acuerdo con Sol Quintana Roo, a la compañía jalisciense conformada por la sociedad entre Patricia Robledo Navarro y Thelma Calderón Bencomo, Fernández Piña le adjudicó el contrato para la “Adquisición de un chasis cabina modelo 2021 para el traslado de sargazo” por un monto de $4,445,000.00 (Cuatro millones cuatrocientos cuarenta y cinco mil pesos 0/100 MN), pese a que no cuenta con la experiencia para ofrecer ese tipo de servicio.

Con base en información del portal Compranet, los nueve contratos solicitados por la presidenta a través de Copranet fueron distribuidos cuatro para “Tecnología y Desarrollo JRA SA de CV”; dos para “Corporativo de Implementos y Servicios Avanza S de RL de CV”; uno para “Soluciones en Ecología y Medio Ambiente para el Rescate Ecológico SA de CV”; uno para “Ghee Comercial SA de CV”; y uno para la “Foundation for Environmental Education Mexico for Sustainable Development SC”.

Otra de las consentidas por la alcaldesa fue la empresa cancunense “Tecnología y Desarrollo JRA SA de CV” a la que se le adjudicaron de manera directa cuatro contratos por un monto de $680,305.00 (Seis cientos ochenta mil trecientos cinco mil pesos 0/100 MN), por diversos productos y servicios que a juzgar por el objeto social que ostenta no tiene la capacidad ni la experiencia.

Ante las anomalías que existen en la contratación que solicitó de manera directa la alcaldesa se abre la sospecha de que podría tratarse de empresas fachada o factureras para justificar gastos sobre la adquisición de bienes y servicios inexistentes.

El detallazo más evidente de que la alcaldesa Fernández Piña y su esposo utilizan a la Zofemat de Puerto Morelos como caja chica es que la empresa “Soluciones en Ecología y Medio Ambiente para el Rescate Ecológico SA de CV” no cuenta con la experiencia para ofrecer servicio de la “Adquisición de un chasis cabina modelo 2021 para el traslado de sargazo”.

Según el acta constitutiva que se encuentra en el Registro Público de la Propiedad y el Comercio, la sociedad la conforman Patricia Robledo Navarro y Thelma Calderón Bencomo, quienes son las prestanombres de Carlos Alberto Moyano Menchaca, esposo de la alcaldesa, tiene por objeto social “ofrecer servicios de elaboración de investigaciones, estudios de capacitación, asistencia técnica, ejecución, administración y gestión de proyectos y programas, consultoría, gestión, representación, asesoría, defensa y litigio en las diversas ramas del derecho mercantil, laboral, penal, fiscal, ambiental, y administrativo ante y/o para autoridades federales estatales, municipales o cualquier otra institución”.

Con esas cualidades, en realidad Laura Fernández Piña estaría subcontratando servicios de asesoría legal o técnica que nada tienen que ver con el motivo que le da razón al contrato que es la “Adquisición de un chasis cabina modelo 2021 para el traslado de sargazo”.

La inclusión de esta empresa que tiene dirección en el municipio de Zapopan, Jalisco, tierra natal de Carlos Alberto Moyano Menchaca, esposo de la presidente municipal de Puerto Morelos, Laura Fernández Piña, queda demostrado que sigue siendo el principal intermediario de las compañías que proveen bienes y servicios a la comuna.

Asimismo, “Tecnología y Desarrollo JRA SA de CV”, se convirtió en la consentida de la presidente municipal de Puerto Morelos, Laura Lynn Fernández Piña, para realizar los trabajos que dependen de los recursos que se obtienen de la Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofemat), pues le adjudicaron por los menos cuatro $680,305.00 (Seis cientos ochenta mil trecientos cinco mil pesos 0/100 MN).

Pese a que desde su origen todos los contratos fueron asignados por la vía de la adjudicación directa en lo que va del presente año 2020, la alcaldesa subió la información al portal electrónico Compranet por trámite y, porque no decirlo, en un intento de simular una apertura a los proveedores interesados en los servicios que ofrece el ayuntamiento que pagará con recursos de Zofemat.

Ya para nadie es extraño que la alcaldesa utiliza a la Zofemat como su caja chica y trata de encubrir su saqueo por medio de empresas factureras. Este intento por transparentar el manejo del dinero solo pone en evidencia que la administración de la priista transformada a verdeecologista, Fernández Piña, es sólo un intento por justificar gastos de servicios que no se ven por ningún lado.

Los contratos adjudicados a la empresa “Tecnología y Desarrollo JRA SA de CV”, propiedad de Juan José Trejo Luna Lugo, José Arturo Trejo Luna y fajardo, y Rafael Tun Uribe, fueron por los servicios de “adquisición de suministros para el programa de recertificación de playas”; la “Adquisición de herramientas para el programa de recertificación de playas”; “Servicio de mantenimiento y habilitación de accesorios para el programa de recertificación de playas”, y la “Adquisición de silla anfibia y camastros para el programa de recertificación de playas municipio de Puerto Morelos.

A la empresa “Corporativo de Implementos y Servicios Avanza S de RL de CV” le fueron adjudicados dos contratos por los servicios de “Adquisición de suministros de mantenimiento para el programa de limpieza de playas; y por la “Adquisición de material de limpieza y suministros para el guardavidas del programa de recertificación de playas de la Zofemat del municipio de Puerto Morelos.

Esta empresa se ubicada en el Estado de México, en el municipio de Naucalpan de Juárez, aunque cuenta con un número telefónico de Cancún (981) 8168308 y fuera constituida en el estado de Campeche.

A la empresa “Ghee Comercial SA de CV” se el entregó un contrato por la Adquisición de material de limpieza para el programa de limpieza de playas de la Zofemat del municipio de Puerto Morelos, pese a que la firma constituida de Cancún se dedica a la venta de papelería y abarrotes, según la actividad comercial del acta constitutiva ante el Registro Público del Comercio.

Y por último, el servicio de “recertificación y/o aplicación al proceso de obtención del distintivo Blue Flag México se le otorgó a la Foundation for Environmental Education Mexico for Sustainable Development SC.

Lo cierto es que la presidente municipal utiliza la Zofemat como caja chica por medio de la supuesta contratación de bienes y servicios a empresas sin experiencia y vinculadas a su esposo para obtener recursos que sean casi imposibles de rastrear, sin embargo, las señales de corrupción son muy evidentes que hasta al menos versado puede entender a la perfección.
EM.MX/fm